Dark

Light

Dark

Light

Scroll to top

Motivos de la caída del pelo: ¿cuál es el tuyo?

caída del pelo

Podemos hablar de alopecia cuando la caída del pelo supera los 100 cabellos al día, ya que de forma natural solemos perder hasta 90 diariamente. Esta pérdida no sólo hace referencia a la cabeza, también puede afectar a otras zonas como las pestañas, cejas o axilas. No existe una sola causa para la caída del pelo, por lo que existen varios tipos de calvicie.

El pelo es uno de los elementos más característicos de una persona, por lo que es difícil ver cómo este se va perdiendo. Para encontrar una solución es importante saber que no hay un único desencadenante de la alopecia. Conocer el origen es imprescindible para saber que tratamientos hay disponibles.

Si bien es cierto que los hombres son más propensos a sufrir alopecia, la pérdida de cabello no entiende de géneros y afecta tanto a hombres como a mujeres.

En este artículo te daremos una visión general sobre los tipos más comunes y sus causas. ¡Vamos a ello!

Motivos de la caída del pelo

Existen muchas formas de clasificar la calvicie dependiendo de su origen o sus manifestaciones. La más común es la alopecia androgenética o androgénica, que afecta al 90% de los casos y es más frecuente en el género masculino.

cta mejores tratamientos alopecia

Hay muchos factores que fomentan la pérdida del cabello, algunos más frecuentes que otros. La alopecia puede darse debido a la genética, puede ser provocada por medicamentos, a causa de un traumatismo o por problemas de alimentación, entre otros. A continuación hablaremos de los tipos más comunes:

Alopecia androgenética o androgénica

Es la pérdida del cabello debido a factores genéticos. Tal y cómo hemos comentado antes, se trata del tipo de alopecia más común de la sociedad y normalmente afecta a los hombres.

Se estima que la alopecia androgenética puede llegar a afectar, de un modo más o menos grave, a 9 de cada 10 hombres mayores de 21 años. Por ello se la conoce también como calvicie común.

La enzima 5 alfa reductasa y una hormona llamada dihidrotestosterona son las culpables de este tipo de alopecia. Estas hacen que se reduzcan el número de folículos pilosos haciendo que el cuero cabelludo se vuelva más rígido.

Esto hace que se activen las glándulas sebáceas que hacen que se produzca mucha grasa en el cuero cabelludo y se vaya minimizando la estructura folicular. De este modo el pelo crece más débil y fino de lo normal, llegando a un punto en el que los folículos dejan de funcionar y el pelo que se cae no vuelve a crecer.

En el género masculino la alopecia androgénica se caracteriza por comenzar en las sienes y adentrarse hacia la cabeza. Se produce lo que conocemos como entradas. También es muy común que la pérdida de pelo empiece en la coronilla. Hay muchos casos en los que la caída del cabello se queda solo en eso y no avanza.

Alopecia areata

Este tipo de alopecia afecta tanto a hombres y mujeres como a niños. Los expertos no detectan una causa concreta pero suele relacionarse con altos picos de estrés, tensión emocional o una reacción del sistema inmunitario. Se caracteriza por tener un desarrollo muy impredecible y no solo afecta a la cabeza. Puede darse en cualquier zona donde haya pelo.

La alopecia areata hace que el pelo se pierda en forma de parches redondeados, en una o varias zonas de la cabeza. Al ser tan impredecible esta puede solucionarse sola en unas semanas o ir empeorando de forma progresiva hasta convertirse en una calvicie integral.

No se conoce una causa concreta pero se sabe que se da debido a que el tejido que rodea el folículo piloso se inflama sin que posteriormente haya cicatrización. Es frecuente que además de la pérdida del cabello aparezca una desagradable sensación de picazón.

Alopecia difusa

Este es uno de los tipos de alopecia más comunes. Afecta tanto a hombres como a mujeres y ocurre de forma progresiva. Sucede porque el folículo piloso se va miniaturizando, lo que hace que el pelo nazca cada vez más fino, débil y frágil. Esto hace que tienda a caerse con mayor facilidad o que no pueda llegar a crecer.

La alopecia difusa se manifiesta en forma de calvas que pueden estar esparcidas por toda la cabeza. Son como pequeños parches donde no hay pelo o este ha perdido considerablemente su densidad lo que hace que se vea el cuero cabelludo.

Este tipo de alopecia puede darse por causas endocrinas (como el hipotiroidismo), por medicamentos o tratamientos muy fuertes (como la quimioterapia) o por problemas relacionados con la alimentación. El pelo es una parte más de nuestro cuerpo, por lo que si le faltan los nutrientes necesarios para su desarrollo va perdiendo densidad y se vuelve más débil.

Alopecia cicatrizal

La alopecia cicatrizal es uno de los tipos de calvicie menos comunes. Sucede al mismo número de hombres que de mujeres y suele darse en personas adultas. Es el resultado de una destrucción de los folículos pilosos de forma irreversible. Estos se sustituyen por un tejido cicatricial permanente que no permite que vuelva a crecer el pelo.

Su origen puede ser natural o debido a un factor externo, es decir, puede venir como algo genético heredado de tus padres o aparecer a consecuencia de un traumatismo. A diferencia de otros tipos de alopecia, es importante destacar que en estos casos la única solución posible es un injerto capilar.

Podemos distinguir dos tipos de alopecia cicatrizal:

  • Primaria: aparece de forma natural, normalmente va ligado a algún factor genético.
  • Secundaria: es mucho más común y sucede por múltiples motivos como infecciones, enfermedades o quemaduras.

Otros tipos de alopecia

El pelo puede caerse por otras causas no tan comunes y que no se pueden englobar en ninguno de los tipos anteriores. Sin ir más lejos, la alopecia fibrosante que sucede mayoritariamente en mujeres se está empezando a relacionar con la menopausia aunque sus causas son desconocidas.

También nos podemos encontrar con la alopecia universal. Si bien es cierto que se cataloga como un tipo de alopecia areata, su gran agresividad hace que merezca ser mencionada aparte. Esta sucede cuando una enfermedad autoinmune ataca directamente a los folículos pilosos destruyéndolos por completo e impidiendo que vuelva a crecer el pelo.

Sea cual sea tu tipo de alopecia en Inpylus queremos ayudarte. Contamos con un gran equipo de expertos en medicina capilar que buscarán la mejor solución a tu problema, no dudes en contactar con nosotros. Además, ¡la primera consulta es gratuita!

 

Contacta con nosotros

Compartir este artículo

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

Suscríbete a nuestra newsletter

No haremos spam

Sigue leyendo